Antonio Garci | Fotografías para modelos: Books, Test, Polas…
21294
post-template-default,single,single-post,postid-21294,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,vertical_menu_enabled,vertical_menu_transparency,vertical_menu_transparency_on,select-theme-ver-2.6,wpb-js-composer js-comp-ver-4.3.4,vc_responsive

Fotografías para modelos: Books, Test, Polas…

Una de los temas que más me preguntan fotógrafos principiantes consiste en el tipo de fotos que ofrecemos a las modelos, y lo que los modelos necesitan: Books, Test, Polas, material para agencias… vamos a repasar todos estos términos, para que entendáis bien para qué sirven.

DSC_9748Lo primero de todo sería dejar claro qué es un book, o qué es una sesión de book… que realmente, y aunque lo usamos todos, es un término erróneo, me explico: un book es, ni más ni menos que la carta de presentación de un modelo; su curriculum, por decirlo de alguna manera. Un número variable de fotografías, entre 10 y 15 fotos, que muestran tanto el perfil del modelo como su nivel, actitud, estilo, etc., y que se suelen tener impresos o en un pendrive para llevar a las agencias, que es donde suelen dar trabajo a las modelos. También puedes hacerte una web con esas fotografías para que puedan verlas las agencias, o clientes finales, ya que muchas modelos funcionan de forma freelance. En definitiva, el book es como el portafolio de los fotógrafos; el resumen del trabajo de un modelo. Al igual que el portfolio de un fotógrafo, una modelo puede hacerse un book diferente para propósitos diferentes: un book para agencias, uno como modelo freelance, de moda, de rostro, pies, manos… o de desnudo, en definitiva, es el conjunto de fotos que define cómo eres y cómo trabajas como modelo.

Os podéis hacer una idea de que una sesión de book es algo que parece bastante complejo hacer de una vez: hay que cubrir todos los planos, ofrecer todas las vertientes como modelo, centrarse en todos y cada uno de los aspectos de la modelo… y todo eso en un número reducido de fotografías. Ok, pero tampoco. Un buen book, de hecho, se compone de fotografías realizadas en varias sesiones, y si la modelo ya tiene trabajos reseñables, esos trabajos forman también parte del book. De modo que el término “sesión de book” no se suele utilizar, a menos que el modelo no tenga fotos profesionales o no tenga intención de mover ese book por agencias.

DSC_3317 20151012170613En el caso de modelos que trabajen o quieran trabajar con agencias, el book es una serie de fotografías realizadas en múltiples sesiones, y a esas sesiones se les llama Test. Un test, por tanto, es una sesión fotográfica enfocada a conseguir fotografías nuevas para el book de un modelo. Dependiendo del tipo de fotos que necesite ese modelo en su book, el fotógrafo enfocará la sesión de un modo u otro. Una sesión de test para agencia, por tanto, cubre el tipo de fotografías que necesitan en las agencias de modelos: fotografías sencillas, con una ropa muy neutra y que permita apreciar el cuerpo de la modelo. El maquillaje muy natural, y el pelo sin ningún artificio, para que se pueda ver sin distracciones cómo es, y cómo posa.

¿Qué otro tipo de material va a necesitar un modelo? Básicamente, dos cosas más:

Un composite, que es una hoja de tamaño DIN A5 (la mitad de un folio), con 3 o 4 fotografías de diferentes planos (general, plano medio, y primer plano) y toda la información: nombre, altura y peso, medidas, tallas y contacto. Es una sola página por una cara, si quieres puedes poner una fotografía en la cara posterior, y es algo que puedes ir dejando en agencias para que te tengan fichada.

DSC_3490Una vez ya dentro de la industria, cuando surgen trabajos, o para actualizar la ficha de la agencia, se suelen pedir lo que se llaman polaroids, o polas, que reciben su nombre de la época en la que no había fotografía digital, y la única forma de tener algo instantáneo era, precisamente, usar una cámara polaroid. El objetivo de estas fotografías es muy sencillo: mostrar sin artificios el aspecto actual de un modelo. Nada de ropa más allá de jeans+top o sobre todo bikini, nada de maquillaje, nada de iluminación rara: son fotografías que un modelo se puede hacer con el móvil en su casa. Es raro contratar a un fotógrafo para unas polas; se suelen hacer antes de comenzar un test, porque se tarda 2 minutos y ya las tienes, o en ocasiones te las hace la misma agencia, en una salita donde haya una pared blanca y una ventana para que entre luz. Punto. Pero algo tan tonto y tan sencillo, sin embargo, es lo que más usan las agencias para sus modelos, y es lo que al final, si la modelo encaja en el perfil que buscan, va a hacer que consiga el trabajo.

 

Lo más importante para cualquier tipo de trabajo es tener muy claro cuál es la finalidad de las fotos. Eso marcará directamente cómo tenéis que enfocar y resolver cada sesión.

No Comments

Sorry, the comment form is closed at this time.